Tras consumar el triunfo ante Colombia en San Juan, el equipo argentino ya vislumbra las alternativas en la nueva Copa Davis del año que viene.


Tras el contundente 4-0 ante Colombia en San Juan (Horacio Zeballos cerró este domingo la serie con triunfo ante el juvenil Nicolas Mejía), Argentina selló su vuelta al Grupo Mundial de la Copa Davis, ese del cual se había ido hace un año atrás luego de caer ante Kazajistán en Astana.

La cuestión del “ascenso” era simbólica, ya que, gracias a las modificaciones estructurales que presentará el torneo de la Ensaladera de Plata en 2019, ambas selecciones ya estaban clasificadas a la primera ronda del nuevo formato, a disputarse en enero de 2019.

Argentina, uno de los preclasificados de dicha instancia gracias a su triunfo ante los Cafeteros, espera el sorteo que se realizará en Londres el miércoles 26 de septiembre para saber su rival, en una serie que le puede tocar tanto de local o de visitante.

Sin embargo, en las últimas horas, se rumoreó que la dirigencia nacional pediría una invitación especial (Wild Card) a la Federación Internacional de Tenis (ITF) para disputar la fase final del certamen, a disputarse probablemente en la Caja Mágica de Madrid del 18 al 24 de noviembre del próximo año.

Ver nuevo formato de la Copa Davis 2019.




Foto principal: Twitter