El tenista checo había anunciado durante el último Masters de Londres que dejaría la actividad profesional en el mundo del tenis a sus 34 años de edad.


Luego de una temporada con muchas idas y vueltas, el checo ex número 4 del mundo decidió alejarse de las canchas tras no poder sobrellevar dolores tanto en su cadera como en la espalda; “era capaz de entrenar, prepararme para los torneos, pero jugaba tres juegos y el dolor regresaba”.

Para sorpresa de todos, hace unas horas, Tomas Berdych confirmó en sus redes sociales su vuelta al circuito para participar del de los Juegos Olímpicos de Tokyo a disputarse el año que viene.