Thiem y Zverev, los nuevos aires que quieren comenzar a consolidarse en el circuito.


HORARIOS DEL ABIERTO DE AUSTRALIA 2020

ENTREVISTA A JAMIE MURRAY: “ES DIFÍCIL QUE DOS GRANDES JUGADORES ARMEN UN GRAN EQUIPO”

EL DÍA DE LOCOS DE ROGER FEDERER: UN WARNING POR INSULTAR, SIETE MATCH POINTS SALVADOS Y UNA POSIBLE LESIÓN


El Abierto de Australia 2020 inaugura la saga de Grand Slams que se extenderán por otros diez años y permiten dar el puntapié inicial para un posible cambio de paradigma dentro del tenis mundial. El comienzo de otra década en el mundo también podría convertirse en el inicio de un nuevo dominio dentro del tenis. Un intercambio de nombres, una baraja de posibilidades en cuanto a la supremacía dentro de este deporte se puede apreciar en la conformación de las semifinales en Melbourne Park. Dominic Thiem y Alexander Zverev son, esta vez, los abanderados de una legión a la cual aún le falta completar el casillero de trofeos de Grand Slam para poder discutir de igual a igual el poderío de la Old Gent.

Del otro lado, dos representantes de la cual quizás sea, la mejor época de toda la historia tenística. El referente de los últimos 20 años, Roger Federer, y el tercero en discordia que vino a interrumpir el binomio del Fedal, Novak Djokovic, todavía resisten con creces y muy buenos argumentos el paso del tiempo, como si fuese que para ellos no contara el reloj.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Vencer a una Leyenda en un Grand Slam no depende de un solo factor. Son varios los aspectos que deben alinearse. Ser talentoso, tener un gran día, sacar muy bien, mantener la concentración y tener una cuota de suerte. Nosotros vemos el match point, el partido, los mejores puntos. Pero esa es solo la parte superior de la cuestión. Este muchacho, además de tener talento, de ser amigo del Peque y de que este año vuelve a Buenos Aires para jugar el @argentinaopenatp , tiene una característica para observar atentamente. No para de entrenar. Cuando uno va a un torneo, cuando ve un video, una nota, una entrevista. Atrás está Thiem con cara de serio, charlando con su equipo de turno, haciendo ejercicios de derecha, de saque, perfeccionándose. Confía mucho en sus condiciones pero también en el esfuerzo. Cuando uno observa a un chico de 26 años que derrota a Nadal con más de cuatro bolas que pasan pegando en la faja ve solo una porción de la cuestión. En el Tenis como en la vida. Cuando dejamos el corazón y dejamos todo, en algún lugar queda registrado. Dios, Azar, Universo, Astros, Coincidencias. Lo importante es el concepto. En el Tenis como en la vida. Si hay alguien que lo merece. Ese es Dominic Thiem. @diegoamuy para BATennis

Una publicación compartida de BATennis (@batenniscom) el

Dominic Thiem ya cuenta con cinco semifinales en torneos de Grand Slam. Esta será su primera vez en Australia tras las cuatro que ya posee en Roland Garros (llegó a dos finales). Por su parte, Zverev por fin pudo romper la barrera en los Majors la cual solo lo impulsaba hasta los cuartos de final, alcanzados en París en 2018 y 2019, además del muy valorado título del Torneo de Maestros 2018 como otro asterisco más en su CV. Ambos representan lo nuevo del tenis, uno con una madurez mucho mejor llevada que el otro. Pero con esos años de juventud y talento que buscan discutirle el trono al Big Three y su historia viva.

Representados esta vez en Thiem y Sascha, los que le siguen (Medvedev, Shapovalov, Tsitsipas, entre tantos otros que vienen empujando de atrás) se suben al tren en el vagón que les sea más conveniente para comenzar a marcar una nueva era. Un nuevo comienzo, siempre y cuando los grandes los dejen.

Foto: Australian Open