Roger supo recomponerse de un comienzo irregular y superó al francés Richard Gasquet 7-5 y 6-4  por la última llave de cuartos de final. En semis: Del Potro.


A veces es con el tenis, y otras tantas con el oficio de campeón. Roger Federer sigue imponiendo su jerarquía en su paso por Asia, donde busca coronarse campeón y repetir el título de 2014.

En una hora y veinte minutos, el suizo despachó a Richard Gasquet [31°] en dos mangas: 7-5 y 6-4, para dejar atrás a otro contrincante en su camino a una posible final. Una sólida actuación con los porotos sumados desde el primer servicio (84%) y el segundo no se quedó atrás (ganó el 80% de los puntos).

Ya clasificado para el Torneo de Maestros, el máximo campeón de Grand Slams en la historia, también cuenta con opciones de terminar el año como el líder del ranking. Algo complicado, más no imposible, incluso para El Maestro suizo.

Y acá lo vemos a Roger, preocupado… XD

Una diferencia menor de 3000 puntos con respecto a Rafael Nadal. Federer debería lograr buenos resultados en los próximos torneos y que el español, no llegue a instancias decisivas. Sin embargo, hace pocos días, Roger declaró que su prioridad no es el primer puesto del ranking. Su objetivo principal  pasa por: “de aquí a final de temporada, ganar un par de torneos”.

Por un pase a la final, Federer se medirá con Juan Martín Del Potro, quien viene de vencer a Viktor Troicki por 4-6, 6-1 y 6-4.

El historial con el tandilense es de larga data: Ventaja de 12-6 para el helvético. No obstante, en 2017 jugarán el desempate, ya que están 1-1. Delpo lo barrió en el US Open, mientras que Roger lo hizo en Miami.

Fotografía (Mundo Deportivo de España)