Parece no tener rivales y su tenis crece.


Es la número uno de mundo, este año ganó cinco títulos, perdió solamente tres partidos y parece no tener rivales visibles. Ganó Roland Garros en el 2020 y su juego se adapta como ninguna al polvo de ladrillo de Paris.

Y aunque su dominio en el circuito es absoluto, las interrogantes están centradas en quien podrá derrocarla. Las dos contendientes más próximas en el cuadro son Simona Halep, campeona en 2018 con la que está igualada en su head to head 2-2 o Jelena Ostapenko, también campeona en el 2017 quien fuera la última que la derrotó; con alguna de las dos se vería la cara en octavos de final.

Otras tres contendientes que dominan la superficie son  Paula Badosa, Ons Jabeur y María Sakkari, ¿Pero estarán a la altura de la polaca? .Nadie lo sabe, por ahora parece estar sola camino al título.