El flamante campeón en París cambió su plan alimenticio para conquistar otra vez la Copa de Los Mosqueteros.


Allá por el 2014, Rafael Nadal tuvo que hacer unos reajustes en su alimentación para poder evitar una sobre carga de peso en sus rodillas y de esta forma, buscar alargar su carrera. Según un informe del Diario Marca, el español se sometió a una dieta estricta de arroz, pescado, verduras y mariscos para evitar el exceso de masa muscular y así generar un desgaste menor en sus extremidades inferiores. Además, cambió las barritas energéticas de proteínas (que a veces provocan dolores estomacales) por los dátiles, fruto que consume cada 40 minutos en los partidos y cuyas propiedades energéticas se asimilan rápidamente en el organismo.


Murray y la posibilidad de jugar singles este año

La ATP cuenta como oficiales los partidos de la Laver Cup

El punto más curioso de la temporada


Foto principal: Tennis World

Deja un comentario