El Abierto de Bucarest puede convertirse para Nadia Podoroska en el primer gran salto de su carrera. Luego de que el lunes haya vencido después de dos horas a la ucraniana Zanevska Maryna (campeona del Us Open 2009 en dobles junior), la rosarina irá hoy a las 11.00 (horario de Argentina) ante Tjana Maria, quien es la octava preclasificada del certamen.

 

Dado a que la alemana es la favorita a llevarse el triunfo, un batacazo de la número 214 del ranking individual la podría no solo colocar en los cuartos de final de un torneo WTA International por primera vez, sino que sería una de las victorias más importantes de su temprana trayectoria, con solo 20 años. Carla Suárez Navarro, segunda preclasificada, espera sentada a su rival de cuartos.

Si la semana que está viviendo en el circuito Podoroska es de las mejores, el dobles sería un singles al cuadrado: excampeona del Abierto de Bogotá, esperará junto a Catalina Pella, hermana menor de Guido, su contrincante de semifinales que lo sabrán luego de que termine el encuentro entre Alexandra Cadantu / Danka Kovinic y la pareja holandesa compuesta por Elise Mertens y Denis Schuurs, segunda dupla mejor posicionada.

Quien no había tenido la misma suerte fue María Irigoyen, Mery se despidió el martes del dobles junto a su compañera checa Bárbara Krejcikova, siendo ambas las cuartas favoritas de la competencia.

El otro certamen que está en disputa es el de Gstaad, que tendrá  varios partidos atractivos en la nueva jornada. Volviendo al tour sobre polvo de ladrillo, luego de una intensa temporada sobre césped y con los pies sobre la tierra, Caroline García está con el nuevo chip en la cabeza: la primera preclasificada del certamen suizo, buscará avanzar a los cuartos de final, pero para eso tendrá que vencer a las 10.30 a Tereza Martincova, quien llega a los octavos luego de eliminar a la rusa Irina Khromacheva en sets corridos.

Foto: Tenistas Argentinas