Guido Pella estuvo dos sets abajo y con muy pocas chances de ganar, pero hizo valer su impecable estado físico, logró estirar el partido, y venció al belga Steve Darcis por 2-6, 6-3, 6-4, 7-5 y 6-1 para meterse en la segunda ronda del Abierto de Australia. Con la sinceridad que lo caracteriza, el bahiense dejó algunos conceptos sobre el encuentro en conferencia de prensa.

P: Cuando estabas dos sets abajo ¿Pensaste en algún momento que podías dar vuelta el partido?

Guido Pella: Sinceramente no. Estaba jugando horrible, y sabía que podía pasar. Lo tenía en cuenta, por eso lo hablé con mi entrenador. Pero los dos primeros sets míos fueron muy malos. Intenté pasar aunque sea dos pelotas seguidas, pero me era imposible. La cancha estaba muy rápida y nunca me enfrenté con un jugador con el slice de Darcis. Es impresionante. No erra uno y van pegados al piso. Y en una superficie que patina, como la que me tocó jugar hoy, es imposible levantar la pelota. Me sentía muy mal. En el tercer set me fui sintiendo mejor, quebré el saque y de a poco encontraba cosas, y en el cuarto y quinto set, si bien no jugué increíble, fui sólido e hice los deberes para ganar.

P: Viendo que tu rival estaba cansado ¿Apostaste a no errar?

GP: Sí. Eso fue lo único que pensé. Hay días que uno se levanta sabiendo que le puede ir mal con el drive o con el revés. Pero hoy, insisto, al principio no me salía nada. Erré pelotas muy fáciles. Pero cuando lo ví cansado me di ánimo, me empecé a sentir más cómodo, a correr mucho mejor, y encontré la clave para el partido. Ya después en el quinto set yo estaba muy bien, el estaba muy desgastado y aproveché todas las chances que tuve.

P: ¿Sabías que desde la final de Copa Davis que disputó con Bélgica el año pasado, hasta el partido con vos, Darcís solo disputó 4 días de competencia en cancha?

GP: Sí, tenía conocimiento de eso. De hecho creo que ese fue uno de los motivos por los cuales yo entré más nervioso de lo normal. Sabía que tenía que hacer un partido largo para que el se canse. Si ganaba en tres sets, mejor, pero sino tenía que aguantar lo más posible en la cancha. Yo estuve muy fino en los desplazamientos, sobre todo en los dos últimos sets. Ahí estuvo la clave del partido.

P: ¿Tuviste en cuenta en algún momento que Darcis le había ganado a Argentina en la Copa Davis 2015?

GP: Sí y no. Me acuerdo que vi ese partido en Brasil, cuando estaba jugando un Challenger, y que nos había eliminado de la Davis, pero no tomé este partido como una revancha. Aquel encuentro contra Del Bonis, que es zurdo como yo, me sirvió para ver que Darcis complicaba mucho con el slice. Pero la verdad que con ese tiro, no solo lo complicó a Fede (Delbonis) y hoy a mí, sino que puede dificultarle las cosas a cualquiera.

P: ¿Cómo estás de la lesión de tu pierna?

GP: Me siento bien de la lesión. Fue difícil terminar el 2015 así porque venía muy bien. Hice lo que pude para venir acá de la mejor manera y por suerte la pierna respondió.

P: ¿Crees que este arranque es tu chance definitiva para quedarte entre los top 50 de la ATP?

GP: Nuevamente debo ser sincero: Por un lado tuve mucha suerte, porque el tenis no te da muchas chances de volver arriba. Hay jugadores muy buenos que, tras lesiones, no han podido volver a despegar. Debo aprovecharlo y no cometer los errores del pasado. No debo relajarme o dejar de luchar por estar a este nivel, sino todo lo contrario. Acá nadie te regala nada. No tropezaré dos veces con la misma piedra. Yo sé que tengo buen nivel, y lo demostré con buenas victorias ante jugadores de talla. Hay que seguir trabajando con humildad y tomar las derrotas con más liviandad. Ojalá pueda mantenerme.

P: ¿Cómo ves tu próximo partido contra Feliciano López?

GP: Todavía no hablé con mi entrenador sobre este partido, pero obviamente que lo ví jugar varias veces, y como decís vos, tiene un slice muy bueno. Además, tiene un saque increíble, que es de muy difícil lectura porque la pelota se la tira siempre igual. También volea de gran modo, tiene mucha mano, se viene a la red muy rápido y, repito, la cancha acá está muy rápida, lo que claramente influye a su favor. Va a ser un partido muy difícil. Él tiene las de ganar, y yo no tengo nada que perder. Lo que sí tengo claro es que si arranco como el primer partido, no tengo ningún tipo de chance. Por eso entrenaré fuerte para agarrar ritmo. Yo sé que si sacás bien, es muy difícil que te quiebren, por eso tengo que estar muy sólido en ese aspecto y aprovechar las pocas chances que voy  a tener.

P: Hablaste más de una vez de la velocidad de la cancha. En ese sentido, ¿cómo se puede comparar con las demás?

GP: No sé como están los estadios (Rod Laver, Hisense y Margaret Court), porque no jugué allí, pero las canchas de afuera están muy rápidas, y no se pueden comparar con ninguna. Para mí las del U.S. Open son lentas, las de Miami son lentas, y las de Indian Wells son un poquito más rápidas pero por la altura en la que se juega el torneo. Es un cemento muy veloz el de acá.

P: ¿Vas a ser el quinto jugador en la primera convocatoria para la Copa Davis?

GP: No hablé nada con Orsanic. Me encantaría ir. Pero si Del Potro quiere jugar va a jugar y lo mismo con Mónaco. Además Delbonis está jugando muy bien también, entonces es muy difícil. Pero sí, me gustaría que me llamen.

El Argentino disputará su segundo partido en el Abierto de Australia ante el español Feliciano López, quien aplastó al británico Daniel Evans 6-1, 6-0 y 6-4.

(Foto: Getty Images)