La rusa volvió a caer en un primer partido del campeonato y cada vez es más grande la pregunta: ¿Podrá a los 30 años volver al mando del Circuito WTA?


“Quiero escuchar más a mi cuerpo esta temporada” fueron palabras de María Sharapova (#41) pensando en un 2018 con mayores cuidados y menos riesgos. Lo cierto, es que su presente no es el deseado y lejos está de serlo.

Eliminada de forma prematura, sorpresiva e increíble por su jerarquía, ante Naomí Osaka (#44). S bien por el ranking actual solo está tres escalones por debajo, lo está mucho más desde un nivel exponencial de cada una.

Un adiós que duele…

Doble 6/4 y a casa en primera ronda del Premier Mandatory de Indian Wells. Revés inesperado que se acumula al de la primera rueda en Doha, ante Monica Niculescu (Q), al de Angelique Kerber en tercera ronda del Australian Open y al de Katerina Siniakova en semifinales de Shenzhen. Ésta última, ha sido su mejor actuación del año en un total de cinco torneos.

Hablando estrictamente del partido, Osaka ganó casi diez puntos más que María tanto en los puntos con su servicio como en los games donde le tocó devolver. Además, Sharapova tuvo bajísimos porcentajes de puntos ganados con primer saque (64%) y el segundo (25%).

La japonesa se medirá en segunda ronda con la polaca Agnieska Radwanska (#31).

Fotografía principal: GotCeleb