El hecho ocurrió en la victoria por abandono de su rival Xiyu Wang en el Abierto de Shenzhen .


No lo dudo ni un segundo.

Sharapova al ver a su joven rival Xiyu Wang  llorando desconsolada se acercó inmediatamente a tratar de calmarla y animarla.

“Si sigues jugando así, te prometo que serás número uno” se le oye decir a la rusa.

 

 


 

Foto: WTA