El japonés Tatsuma Ito arrojó su raqueta contra un ball boy y casi provoca un grave accidente.


Durante la disputa de la tercera ronda del Challenger de Lauceston (Australia), el japonés Tatsuma Ito tuvo un momento de furia que le pudo a ver costado la integridad física a un ball boy.

En su partido de tercera ronda ante el británico Jay Clarke, ante el cual finalmente perdería, revoleó su raqueta tras perder un punto y la misma apuntaba al juez de silla. Y justo al lado de la silla se encontraba un niño alcanzapelotas que estuvo muy cerca de ser impactado violentamente.

Foto principal: Twitter