El alemán no cumplió el confinamiento al cual había prometido someterse luego del Adeia Tour.


Aun cuando lo acontecido en el Adria Tour todavía está fresco, Alexander Zverev no tuvo mejor idea que echar gasolina al fuego al romper con su promesa de aislamiento voluntario para, según un video que circula en redes, asistir a una fiesta este fin de semana con varias personas sin el cumplimiento de los protocolos sanitarios a pocos días del escándalo en el torneo de los Balcanes organizado por el entorno de Novak Djokovic.

El alemán de 23 años fue uno de los afortunados en dar negativo al test de coronavirus junto a sus colegas Dominic Thiem y Marin Cilic, entre otros. A pesar de dicho resultado, Sascha había prometido publicamente cumplir con el aislamiento voluntario, algo que parece no pudo hacer finalmente.

Deja un comentario