Las pérdidas monetarias debido a la aparición de la pandemia,  y la ausencia de jugadores como Roger Federer o Rafael Nadal lanzaron la idea al aire de que la unión favorecería a las dos entidades.


Sky Sports ha sido el encargado de lanzar una exclusiva que podría sacudir los cimientos del tenis mundial, puesto que significaría que las caras económicas detrás de ATP y WTA cambiarían sustancialmente. Lo más novedoso consistiría en la entrada de un jugador totalmente externo a este deporte: CVC Capital Partners, un fondo de capital de riesgo británico que dotaría a la nueva estructura del mundo del tenis de un importante esqueleto económico. CVC se convertiría en el inversor principal de ONE Tennis, el conglomerado económico bajo el que actuarían ATP y WTA y que pasaría a convertirse en la estructura gobernante de ambos circuitos.

Los planes del fondo de capital de riesgo británico consistirían en inyectar hasta 600 millones de dólares en esta entidad comercial de nueva creación: ONE Tennis se encargaría de mejorar la estrategia comercial del mundo del tenis bajo un mismo mando, además de llevar a cabo un calendario unificado para hombres y mujeres (lo que muy probablemente requeriría la aparición de torneos completamente mixtos). Todo esto tiene lugar en una época de incertidumbre financiera y de cierta urgencia para muchas organizaciones: el desfase económico provocado por la pandemia del COVID ha obligado al mundo del tenis a “apretarse el cinturón”, y la aparición de CVC podría suponer todo un balón de oxígeno.

Por otro lado, este fondo de capital de riesgo ya tiene experiencia en el mundo de los deportes, puesto que fue dueño de la Fórmula 1 durante varias temporadas y, además, tiene el objetivo de firmar un acuerdo con La Liga de fútbol español. Su estrategia ha sido la de identificar oportunidades financieras en el mundo del deporte e invertir en diversos eventos y especialidades, un plan acelerado debido a las oportunidades nacientes tras la llegada de la pandemia.

Fuente: www.Puntodebreak.com