La joven promesa italiana de 19 años tuvo un muy mal día en el Challenger de Roma y protagonizó este vergonzoso episodio contra el juez de silla.

Árbitro: “Detente, detente, detente. No me lo tomo como algo personal, pero piense antes de hablar “.

Zeppieri: “¿Quieres discutir? Te mataré, sal de la cancha si tienes pelotas”.

Desde los primeros games del partido estuvo realmente alterado por su mal nivel, y luego enfureció con el umpire por una decisión sobre un pique. A su vez se quejó varias veces porque el ballboy, claramente menor de edad y a quien terminaron reemplazando, se equivocaba a la hora de pasar las pelotas de un lado al otro. Todo antes del bochorno de cierre. Aún no se sabe si recibirá alguna sanción.

En cuartos de final, el número 317 del mundo cayó ante el argentino Juan Manuel Cerúndolo (176°) por 6-0, 6-3.

1 Comentario

Comments are closed.